Bekia Viajes

Usuario:

Contraseña:

Europa / Reino Unido
 
 
LONDRES

La Cámara de los Comunes propone a Buckingham Palace que abra más días al año para mejorar su rentabilidad

Isabel II recibe de los contribuyentes 34,7 millones de euros al año. Se busca la apertura del palacio cuando la Monarca no esté en la residencia real.
 
Buckingham Palace

Buckingham Palace


Desde que abrió sus puertas por primera vez al público en el verano de 1993 a fin de recaudar fondos para reparar el Castillo de Windsor tras el incendio de noviembre de 1992, el Palacio de Buckingham de Londres se puede visitar pero de forma restringida. Hoy día la recaudación está destinada a la entidad Royal Collection Trust, entidad encargada de mantener la llamada Colección Real -una numerosa colección de arte propiedad de la Reina Isabel II-.

Hace cinco años la Casa Real recortó un 5% sus gastos como medida de austeridad pero aún así muchos ciudadanos y en este caso, la diputada Margaret Hodge -miembro del Comité de Cuentas Públicas de la Cámara de los Comunes- ha llamado la atención en concreto sobre la situación actual del Palacio de Buckingham y su poca rentabilidad.

En la actualidad sólo se puede visitar el complejo durante el mes de agosto, mes en el que la reina disfruta de las vacaciones en Balmoral (Escocia). Durante el resto del año, a pesar de que la soberana no está todo el tiempo en esa residencia no se permite la visita. Sin embargo en este 2014 también estará abierto entre el 2 y el 31 septiembre.

Grand Staircase de Buckingham Palace

Grand Staircase de Buckingham Palace


Buckingham Palace en déficit


El Comité de Cuentas Públicas propone abrir al público el palacio de Buckingham cuando la Reina Isabel II no esté en la residencia, para que así la Casa Real reduzca sus costes y aumente los ingresos. Hodge ha hecho público un informe sobre las cuentas reales en el que se critica la gestión de las finanzas de la casa real considerando futuras reformas, ahorro y rentabilidad.

"Están gastando por encima de sus posibilidades, están recurriendo a las reservas", declaró Hodge, al indicar que el año pasado la Casa Real gastó más de lo recibido -unos 2,7 millones de euros-, un desfase que hizo a la Casa Real acudir al fondo especial de reservas a pesar de que Isabel II recibe del contribuyente 34,7 millones de euros anuales para cumplir sus funciones oficiales, mantener su personal, las residencias y el patrimonio real.
Alejandro Iriarte | 30 de Enero de 2014